MI ORACIÓN

   MI ORACIÓN

    Señor mío Jesucristo
    Padre santo y piadoso,
    me arrodillo contrito
    y mi alma te postro,  

    ando lleno de angustia,
    como tú en el huerto,
    tu gran voz no se mustia.
    ¡Cuan lejos el desierto¡
   
    Mis heridas sangrantes
    me duelen tenazmente ….
    ansío tus óleos refrescantes
    ardido por la implacable sed,
    de este amor que me diste plenamente
    tu ayuda busco con mi viva Fe.

     Barquisimeto, 30 de marzo de 1.946

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Poemas de Pedro Rodriguez Ortiz, Sentimentales, Todos los documentos. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s